Tailandia, la puerta a Asia para el turismo internacional

Si alguna vez nos hemos planteado como destino vacacional descubrir el inmenso continente asiático, debes saber que no hay mejor forma de empezar que por Tailandia.

Articulo de invitado de Israel Garcia.

Conocer este país te sorprenderá, pues es muy fácil de recorrer, y te ofrecerá una imagen certera de lo que te espera en el resto de Asia.

Razones para visitar Tailandia no nos van a faltar, desde su inconmensurable capital Bangkok, que por sí misma merece un viaje a este país, hasta sus playas, paradisiacas y salvajes, pasando por todas y cada una de las islas que visitar en Tailandia, cada una con su encanto especial y único, y por su rico patrimonio cultural o su increíble y variada gastronomía.

Son tantas las cosas que nos esperan en este país que antes de partir de vuelta ya estaremos planificando nuevos viajes que nos hagan volver a disfrutar de este espacio tan privilegiado.

Uno de los descubrimientos que más sorprenderán al viajero inexperimentado en Asia serán las numerosas etnias que tendremos la oportunidad de conocer cuando visitemos las hermosas montañas del norte, ya sea con un viaje programado con alguna agencia o solos con nuestra mochila al hombro.

Algo que te interesará saber es que es un país muy seguro para viajar en soledad, y de forma completamente autónoma, tanto las gentes de la capital como de las zonas rurales y las etnias, como los Hmong, los Karen, los Lisu, los Akha, son personas realmente amables, que te recibirán con una sonrisa y te ofrecerán lo mejor de ellos mismos.

Los motivos por los que es obligado viajar a Tailandia

Sí, descubrir las etnias de las montañas del norte será una experiencia que nunca olvidaremos, pero seamos sinceros, la mayoría de nosotros quiere disfrutar de su costa, quiere broncearse a su sol, sumergirse en sus cristalinas aguas y disfrutar de su espectacular y exuberante litoral.

Es indudable que se vive experiencias viajando a Tailandia únicas, pero no solo por sus viajes a las playas o por el tour por Bangkok, que no dejan de ser dos motivos más que suficientes para visitar este país, sino también y sobre todo por el ambiente que vamos a encontrarnos de alegría, de gente hospitalaria, amable y abierta, y es que el valor humano de cada país es lo que le da el verdadero carácter, lo que diferenciará una estancia agradable de otra incómoda.

Tailandia tiene fama de poseer la población más servicial de toda Asia, se desvivirán por ayudarte e indicarte el mejor de los caminos y las opciones posibles, con toda seguridad serás bien recibido en cada rincón de Tailandia, y esa es la mejor experiencia que podrás llevarte a casa.

Otro de los motivos por lo que es famosa Tailandia es por su incansable vida nocturna, así que, si eres de los que no pierden oportunidad de bailar y pasarlo en grande, de ir de club a club durante toda la noche, Bangkok es tu destino.

Y si no, en cualquier destino de playa las fiestas que se organizan te dejarán pasmado, si tienes oportunidad no te pierdas la Full Moon Party.

Después de noches como las que te esperan en Tailandia, reponer fuerzas se convertirá en otro placer.

Y es que la gastronomía tailandesa, como ya hemos indicado brevemente con anterioridad, merece un puesto de honor y es un motivo de suficiente peso para venir y perderse entre manjares de todo tipo.

Es de las más variadas, ricas y sabrosas de toda Asia, pues consiguen la perfecta combinación en sus platos de lo dulce, salado, amargo y agrio.

Demuestra que has estado en Tailandia. Un recorrido por islas y playas

Son demasiados los motivos que podemos esgrimir para venir a Tailandia, tantos que no podemos abarcarlos todos en un artículo tan breve como este, por lo que hemos decidido contar las 10 cosas que tienes que hacer para decir que has estado en Tailandia en el artículo que podrás leer si haces clic en este enlace. Solo de este modo podrás decir abiertamente que has vivido la experiencia de un viaje único y has estado en alguna de las islas más hermosas del mundo.

Por nuestra parte, te vamos a aconsejar las islas y las playas que no puedes perderte bajo ningún concepto, pues es este el principal reclamo para viajar a Tailandia.

Todas ellas son ideales para practicar actividades como el buceo, practicar el windsurf o simplemente nadar y tomar cócteles de coco tumbado en una hamaca tostándonos al sol.

Empezamos nuestra ruta por el archipiélago de Agand-Rawi, al suroeste de Tailandia, en la pequeña isla de Koh Lipè, una isla con toda la infraestructura que se necesita para el turismo, desde habitaciones muy asequibles hasta bungalows de caña a pie de playa.

Encontrarás playas como Pattaya Beach, con un gran ambiente fiestero, o Sunrise Beach, muy cerca de la Aldea de Chao Ley, también muy turística. También están Karçma Beach y Sunset Beach, esta última ideal para ver unas maravillosas puestas de sol.

Koh Lanta es otra de esas islas por las que debemos hacer una parada, tranquila y recomendable para familias.

Es en realidad un conjunto de islas menores que forman parte de la provincia de Krabi, una enorme vida marina y arrecifes de coral, plantas tropicales y un parque natural te esperan en alguno de sus alojamientos a pie de playa, pues sus precios son escandalosamente baratos, 5 euros el bungalow triple por noche.

Ko Racha Yai, la conforman dos islas, Ko Racha Yai y Ko Racha Noi, la primera mantiene su esencia tradicional de pueblo de pescadores y granjeros. Es obligado descubrir Ao Tawan Top, la bahía oculta de arena blanca que parece una isla de nieve.

Si buscas rincones para bucear, Koh Tao es el perfecto, es el más visitado para aprender a bucear, nada menos que 7.000 personas al año se sacan aquí su licencia de buceo.

Pero si lo que buscas es fiesta, entonces la mencionada Full Moon Party te espera en Koh Phangan, una fiesta en la que miles de personas se concentran para beber y bailar durante toda la noche en la playa de Haad Rin, pero sin contar esta fiesta anual, la isla es una de las más tranquilas y perfectas para disfrutar del turismo en familia.

Otras islas son koh Samet, con playas de ambiente relajado, como Ao Phutsa, Ao Nuan o aquellas con más bullicio turístico con muchas actividades posibles, como Hat Sai o Ao Hin Khok. Koh Samui, la Marbella Tailandesa con aeropuerto incluido, Phuket, la más turística en contraposición con Koh Tarutao, ubicada en el archipiélago del Parque marino Nacional de Tarutao  y antigua cárcel, ahora es una de las más tranquilas y salvajes de toda Tailandia.

Deja un comentario